periodontia-01

Periodontia y su influencia en los aspectos de la salud sistémica.

Enfermedad periodontal es agravante para enfermedades sistémicas
El tratamiento de la periodontitis es fundamental para disminuir riesgos de infarto, complicaciones en el pulmón y diabetes, además de disminuir riesgos de prematuridad.

Cirujanos-dentistas, principales responsables por el cuidado con la cavidad bucal, deben enterarse de asuntos de la infectología para evitar que cuadros sistémicos se desencadenen o agraven. En este contexto está la relevancia del tratamiento de las enfermedades periodontales, fuentes de bacterias.

El cuidado con pacientes tratados por la periodontia que presentan casos de enfermedad cardiovascular, pulmonar o diabetes deberá ser redoblado, así como en cuadros gestacionales. Estudios recientes comprueban la ligación de la periodontitis con casos de prematuridad y bebés de bajo peso, ocasionados por la presencia de infección. “Manipular la bolsa periodontal es tener contacto con un brote de infección con microrganismos de potencial patogénico muy grande, capaz de destruir todo el hueso del periodonto”, dice Dr. Wilson Sallum, profesor titular de Periodontia de la Facultad de Odontología de Unicamp.

El principio básico de la enfermedad cardiovascular es semejante al de la enfermedad periodontal, que es infecciosa y vascular. A pesar de la periodontitis no ser considerada una causa para problemas en el corazón podrá contribuir para complicaciones. Según el Dr. Sallum, los riesgos de infarto aumentan en estos cuadros. Toda enfermedad que interfiere en los vasos sanguíneos ciertamente tendrá influencia cardiovascular.

En el caso de enfermedad pulmonar, es extremamente importante que los pacientes mantengan la higiene de la boca. Tratar la periodontitis será fundamental para no agravar los cuadros clínicos, ya que la boca es un canal de respiración que podrá llevar las bacterias hasta el pulmón. “Una boca mal cuidada generará grandes riesgos de problemas pulmonares, y ésta es una muestra más de que higiene bucal es prevención”, comenta el Dr. Sallum.
Ya en los casos de diabetes, la relación con la periodontitis es bidireccional. Una podrá agravar la otra. El trabajo del CD deberá ser aún más minucioso, incluyendo análisis de exámenes realizados recientemente y pruebas para acompañamiento rígido de los niveles glicémicos. El contacto directo con el médico responsable por el tratamiento de la diabetes será diferencial.

En todos estos casos, el periodontista necesitará hacer buen uso de la anamnesis para cosechar informaciones con relación a la salud sistémica del paciente e identificar el máximo de riesgos posibles durante el tratamiento. “En los cuadros de diabetes, por ejemplo, entre cada 10 pacientes que nos dicen estar con la enfermedad controlada, siete no lo están de hecho”, cuenta Dr. Sallum.

Las chances de parto pretérmino pueden aumentar en un 10% en mujeres con periodontitis
Periodontitis y partos prematuros – Se sabe que la prematuridad tiene origen multifactorial y entre los factores de riesgo están cuadros de infección. Según la Organización Mundial de la Salud, ésta es considerada la segunda mayor causa de muerte de niños con menos de cinco años. Son 15 millones de bebés que nacen antes del tiempo por año en todo el mundo y más de un millón de ellos mueren días después del parto. Siendo que, en Brasil, son más de 270 mil prematuros por año, es decir, el 9,2% de los nacimientos registrados en el país.

El parto pretérmino puede traerle serios problemas a la salud del niño, que tendrá más chances de retraso en el desarrollo (incluyendo el neurológico), contaminación por enfermedades infecciosas, complicaciones respiratorias, enfermedades cardíacas e incluso muerte durante la niñez.

La periodontitis, siendo infectocontagiosa, se clasifica como uno de los factores de riesgo para el parto prematuro. A pesar de los estudios sean relativamente recientes, se sabe que las chances aumentan en un 10% en gestantes con la enfermedad. Y, durante la gestación, las mujeres quedan más propensas a desarrollar enfermedades periodontales. “Las hormonas de la gestación aumentan las chances de desarrollar gingivitis y periodontitis debido al aumento de la permeabilidad vascular y posible edema de tejido”, explica el Dr. Saulo Duarte Passos, profesor titular de Pediatría de la Facultad de Medicina de Jundiaí (FMJ), con actuación en el área de infectología pediátrica y materno-infantil.

El Dr. Wilson Sallum explica que la periodontitis podrá contribuir para que el parto ocurra antes del tiempo ideal porque la bolsa periodontal libera la misma oxitocina que actúa en el trabajo de parto en período normal (de 37 a 40 semanas). “El acompañamiento odontológico deberá ser mensual para control químico mecánico del biofilm dental, pues la buena salud bucal de la gestante irá a contribuir para que los eventos del embarazo se den de forma natural.”

El tratamiento no debe ser interrumpido durante la gestación, entretanto se recomienda que el dentista esté en contacto directo con el médico de la paciente, principalmente en los tres primeros meses de gestación. Cuando haya histórico de aborto espontaneo o problemas hemorrágicos, la atención deberá ser aún mayor. “Como más severa sea la enfermedad periodontal, mayor será el riesgo de prematuridad y también de un bebé con bajo peso, aunque el parto ocurra en el tiempo cierto”, afirma el Dr. Passos.

Publicado por Pablo Henrique Asenjo de Macedo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *